VOSOTR@S

martes, 18 de octubre de 2011

El rarito...



      En todas las pandillas hay siempre alguien diferente, que lucha por su propia identidad, porque es un ser cuya personalidad es mas fuerte que la de los demás y no se acoge a los cánones socialesm, o simplemente por dar la nota y divertirse que parece que es lo que hace este periquito con este grupo de gorriones, aunque yo creo que busca la complicidad del grupo para protegerse de los depredadores.
El solo, es carne de cañón y aunque el grupo no lo acepta, porque el ratito que los observé había uno que no paraba de picotearle y acosarle, ya que convierte al grupo en objetivo, el se empeña en ser parte, le va la vida.



No sabía si dejar la foto para el día del orgullo gay, o para reivindicar los carnavales, invitando a disfrazarse a los más reticentes, pero cualquier día es bueno para defender aquello que a todos nos hace especiales, todos tenemos alguna característica que hace que te recuerden los demás, de ahí los motes tan utilizados en los pueblos y en los círculos más reducidos, esperemos que el del periquito le dure al menos todo el invierno.

La foto es del pasado sábado, está calentita, calentita...



Para todos aquellos que notamos que son especiales y que sin duda queremos que estén a nuestro alrededor.

Espero que os gusten.

11 Fantásticos comentarios. Dale vida al Rinche. Grcs:

Salomé Guadalupe Ingelmo dijo...

Qué sería del mundo sin los diferentes... Quizá, en agradecimiento por cuanto aportan, podríamos intentar ponérselo algo menos dificil. Se demostraría un gesto generoso. Besos.

Ana Manotas Cascos dijo...

Que razón tiene Salomé, que seria del mundo sin los diferentes.
Besos

fenixavisunica dijo...

Bonita metáfora, leyendo esto me siento un poco periquito.

Juan Guijarro Moreno dijo...

Bonito documento, ¿pero es de la misma especie el rarito?. Pero el pobre qué va a hacer, quiere estar con los suyos y siempre hay algunos a los que la diferencia no les gusta. Debería hacerse el fuerte y picotearle él al agresor, saludos

VENTANA DE FOTO dijo...

El pobre "rarito",seguramente se ha escapado de alguna jaula. Quería vivir en libertad pero es de otro país, de otra raza y los otros pájaros lo rechazan. Lo mismo ocurre con el género humano.

Saludos
http://ventanadefoto.blogspot.com/

elcamperoinquieto.com dijo...

Menudo bimbazo! no se te escapa ninguno!je,je
Saludos camperos.

Miriam dijo...

Hermosa imagen y refleja lo que pasa en la vida real.....
Mis saludos

Jesús Chueca Zalba dijo...

Por favoooooor ... que buena entrada con esas fotografías con el infiltrado.
un saludo

Elena dijo...

Lo tuyo es suerte o es que soltastes al periquito!
No!! Que sé que al saber le llaman suerte, y son unas tomas fenomenales y con tu reflexión adquieren aún más valor.
Fijate que ese periquito azúl me ha recordado a uno exactamente igual que me trajó mi padre de las ramblas de Barcelona, se llamaba Juanito y revoloteaba por la casa y cuando querias que acudiese a tu llamada sólo tenías que gritarle "Juanito al dedito" y te encontraba y se posaba en el dedo. Pero la historia de mi periquito es muy parecida al de tu foto, un día soleado se debió de aburrir de nosotros y salió
volando por la ventan y ya nunca rereso. Y eso que me pasaba muchas horas en esa ventana llamandolo e imainando lo que le habría
sucedido. Aún me pongo triste recordandole.
Un fuerte abrazo y perdona por el rollo de hoy!

José Manuel Gavilán dijo...

Hola José Luis. Oportunas fotografías y una fantástica reflexión, a la que me sumo. Un abrazo desde Doña Mencía.

teca dijo...

Especialíssima postagem! Fiquei encantada com o conteúdo da reportagem. Os diferentes são os mais especiais, os que ajudam a seguir em frente com coragem.
Obrigada por compartilhar esse momento.
Beijo carinhoso.

Publicar un comentario

El blog vive de tus comentarios. Dale vida...

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails